Minería chilena: competitividad desafiada