Opinión La Tercera, 24 de junio de 2018

Déficit en salud

Carolina Velasco O. |

Destaco el trabajo que realizamos en conjunto la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile con el CEP, con el fin de mejorar la red estatal de prestadores de salud.

Con cada nuevo dato en salud, la prensa destaca el incremento de la deuda hospitalaria (que cada año llega a un nuevo récord), así como las largas listas de espera. Las causas son relativamente claras, como han analizado diversas comisiones. Sin ir más lejos, la Mesa de Acuerdo Nacional por la Salud Digna y Oportuna, creada por el Presidente Piñera tiene una subcomisión de Redes Asistenciales que está estudiando dichas temáticas y se espera que genere soluciones en corto plazo.

Destaco el trabajo que realizamos en conjunto la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile con el Centro de Estudios Públicos, con el fin de mejorar la red estatal de prestadores de salud. Uno de los acuerdos relevantes fue la necesidad de separar la labor prestadora de salud, que recae en el Ministerio de Salud (subsecretaría de redes), de la labor rectora del sistema que también ejerce. Cuando el regulador es el mismo que el regulado se generan conflictos de intereses que afectan a los usuarios. Además, la gestión de redes consume casi todos los recursos del Ministerio, soslayando la planificación sanitaria y una mirada de largo plazo.

Estos problemas ya fueron reconocidos en la reforma de mediados de 2000 y motivaron crear la Subsecretaría de Redes y los hospitales autogestionados. Se requiere un paso más que permita despolitizar y hacer más eficiente la provisión estatal de salud. Estamos ante la oportunidad de mejorar sustancialmente la calidad de vida de quienes se atienden en dichos establecimientos.

73.215 SEGUIDORES SÍGUENOS
23.750 SEGUIDORES SÍGUENOS
10.173 SEGUIDORES SÍGUENOS
8.210 SUSCRIPTORES SÍGUENOS
1.248 SEGUIDORES SÍGUENOS