Puntos de Referencia | N° 450, enero 2017

El momento económico internacional y nacional. Enero 2017

Lea, además, la presentación realizada en la reunión privada "El Momento Económico Enero 2017" el 12 de enero de 2017.

En el segundo semestre la economía mundial ha reforzado su crecimiento, producto principalmente de un repunte en el crecimiento de los países avanzados, y de mejores cifras en China.

La dinámica reciente se basa en políticas monetarias expansivas, menor freno fiscal, mejoras cifras en el mercado laboral, y alza en las expectativas de los agentes económicos. En Estados Unidos destaca el crecimiento sobre su potencial, inflación al alza, bajo desempleo y cifras positivas en los mercados de vivienda y acciones. En la Zona Euro y Japón, condiciones financieras internas más auspiciosas, efectos del proceso de ajuste en sus economías, depreciación real de sus monedas y políticas fiscales más expansivas, sostienen las tasas de crecimiento recientes en medio de un bajo nivel de inflación.

Por su parte, China, a pesar de su crecimiento entre el 6,5 y el 7 por ciento, se enfrenta a presiones sobre su moneda, salidas de capitales y pérdida de reservas, en medio de mayor incertidumbre sobre la política comercial de la administración Trump. En tanto, los principales países emergentes (Brasil, Rusia, Nigeria) comienzan a salir paulatinamente de sus respectivas recesiones.

En cuanto a las proyecciones de crecimiento para este año, se espera un crecimiento mundial en torno al 3,5 por ciento, superior al 3 por ciento estimado para 2016.

En el frente interno, el débil crecimiento se acentúa, especialmente en los últimos meses, con un menor dinamismo sectorial y ajustes en el mercado inmobiliario y minero. Por su parte, la inversión sigue cayendo y el consumo se fortalece, en medio de una mejora de la confianza de los consumidores, pese a que todavía se mantiene en terreno negativo. En tanto, las exportaciones e importaciones aminoran su contracción en 2016.

Por otro lado, el mercado laboral permanece débil, a pesar de la baja en el desempleo, producto del alza en empleos de baja calidad (empleo por cuenta por propia y a tiempo parcial). Por su parte, las colocaciones reales se desaceleran, principalmente aquellas relacionadas con empresas y de vivienda, mientras que las tasas de intereses se mantienen bajas.

La inflación anual se ubicó por debajo de la meta del Banco Central, mientras las expectativas del mercado apuntan a un mayor estímulo monetario durante 2017, en medio de una ampliación de brechas de capacidad.

Por último, las proyecciones de Chile para este año arrojan un crecimiento en la parte baja del rango de 1,5 a 2,5 por ciento y una inflación anual bajo el 3 por ciento.

Vittorio Corbo

Vittorio Corbo

Áreas de Investigación: crecimiento, políticas macroeconómicas, coyuntura e instituciones económicas

Ver más del autor