Puntos de Referencia | N° 445, noviembre 2016

El momento económico internacional y nacional. Noviembre 2016

Lea, además, la presentación realizada en la reunión privada "El Momento Económico Noviembre 2016" el 16 de noviembre de 2016.

En los últimos meses el crecimiento mundial había tomado algo más de dinamismo, con un mejor comportamiento de los países emergentes y avanzados respecto del primer semestre del año.

Sin embargo, el sorpresivo triunfo de Trump en Estados Unidos abre un periodo de incertidumbre a la espera de que se conozcan las prioridades de su administración, en términos de la política fiscal, política comercial; así como en las expectativas sobre el proceso de ajuste de la tasa de interés por parte de la Reserva Federal. Como resultado, se observa una mayor volatilidad en los mercados financieros —en relación con la paridad del dólar—, y en los precios de los commodities y de los activos en los mercados internacionales.

En los países avanzados, la actividad reciente refleja una expansión de Estados Unidos debido al mejor desempeño del consumo y del sector externo, y una mayor fortaleza de su mercado laboral. En la Zona Euro, la actividad repunta y la inflación aumenta en el margen. Al mismo tiempo, la actividad en Japón mejora, la tasa desempleo alcanza su nivel más bajo en los últimos 20 años y la inflación se mantiene baja.

Por su parte, China consolida su crecimiento sobre el 6 por ciento, impulsado por el sector de servicios, y por el empuje fiscal y crediticio, en medio de importantes desequilibrios en diversos mercados. En tanto, el resto de los principales países emergentes presentan un mejor desempeño respecto de meses recientes: India continúa con un crecimiento robusto, Rusia comienza a crecer y la recesión de Brasil estaría tocando fondo.

En cuanto a las proyecciones de crecimiento, para este año se espera un crecimiento mundial en torno al 3 por ciento, y para el próximo algunas décimas más.

En el ámbito interno, la economía chilena sigue con un crecimiento mediocre, muy inferior a su crecimiento potencial. Las cifras recientes reflejan una actividad con bajo dinamismo, en línea con una desaceleración de las importaciones de capital, menor impulso del sector inmobiliario y expectativas negativas por parte de consumidores y empresarios, a pesar de su repunte reciente. En tanto, el sector fiscal se deteriora y aumenta la deuda bruta.

En contraste, las ventas minoristas reales repuntan, en medio de una baja leve de la tasa de desempleo y un deterioro de la calidad del empleo. Cabe destacar que la inflación mantiene la tendencia a la baja, ubicándose por debajo de la meta del Banco Central.

En cuanto a las proyecciones, se estima un crecimiento para Chile entre 1,6 y 1,8 por ciento este año, y en la parte baja del rango entre el 1,5 y 2,5 por ciento el próximo, mientras la inflación anual estaría entre el 2,9 y 3,1 por ciento este año y bajo el 3 por ciento el próximo.

Vittorio Corbo

Vittorio Corbo

Ver más del autor