Puntos de Referencia | N° 465, septiembre 2017

El momento económico internacional y nacional. Septiembre 2017

Lea, además, la presentación realizada en la reunión privada "El Momento Económico Septiembre 2017" el 7 de septiembre de 2017.

En los últimos meses el crecimiento mundial se ha fortalecido, siendo esta recuperación la más amplia de la última década. Este dinamismo obedece al sorpresivo impulso de la actividad en la Zona Euro, Japón y China, mientras que Estados Unidos continúa creciendo en torno a su crecimiento potencial.

En la Zona Euro, la mayor expansión del consumo, las mejores expectativas y la baja inflación han fortalecido el crecimiento a lo largo del año, permitiendo la reducción gradual del desempleo y de las brechas de capacidad. En Japón el consumo se fortalece, en un escenario de mayor crecimiento impulsado por políticas monetarias y fiscales expansivas, en medio de una baja inflación. Estados Unidos crece de la mano de la expansión del consumo privado. En China la actividad mantiene el dinamismo, producto de políticas de estímulo en diversos sectores, lo cual ha llevado a un aumento de los riesgos futuros. Por su parte, Rusia y Brasil salen de la recesión. América Latina, junto al resto de países emergentes, enfrentan mejores condiciones financieras en medio de la apreciación de sus monedas, retorno de flujos de capitales, y alza en los precios de commodities y acciones.

En cuanto a las proyecciones para este año, se espera un crecimiento mundial a paridad de poder de compra en torno a 3,6 por ciento.

En cuanto a la economía chilena, la actividad se mantiene débil, registrando el menor crecimiento para un primer semestre desde el año 2009. En medio de una inversión que no repunta, afectada por el fin del boom minero y del sector inmobiliario, la incertidumbre sobre la dirección de las políticas futuras y la caída en el crecimiento potencial. En todo caso, el mejor entorno externo, el ajuste al alza del precio del cobre, y las expectativas de los consumidores y empresarios que repuntan en el margen, anticipan una mejora en el escenario económico.

En el mercado laboral el desempleo cae levemente y, aunque mejora la calidad del empleo –más jornada completa y menos jornada parcial y un mayor crecimiento de la masa salarial real de los asalariados-, esto se apoya principalmente en la fuerte expansión del empleo asalariado público. En cuanto a la inflación anual, esta se ubica por debajo del límite inferior del rango de tolerancia del Banco Central, en medio de la apreciación del peso y la ampliación de brechas de capacidad.

En cuanto a las proyecciones, para este año se estima un crecimiento en el rango del 1,3 al 1,5 por ciento y una inflación entre un 2,1 y 2,4 por ciento. Para el próximo año se estima un crecimiento en el rango del 2 al 3 por ciento y una inflación anual a diciembre en el rango del 2,4 al 2,8 por ciento.

Vittorio Corbo

Vittorio Corbo

Ver más del autor